Protección contra el fuego

La protección pasiva contra incendios es un elemento muy importante del diseño de cualquier edificio. El aislamiento ROCKWOOL es un material incombustible que puede soportar temperaturas de hasta 1.000ºC.

En un incendio, nada es más importante que el tiempo. ROCKWOOL ofrece esos minutos extras antes de que el fuego se propague, tiempo para  huir, tiempo para las operaciones de rescate de los bomberos.  

Más información